¿Has oído hablar acerca de cómo el colágeno puede ayudar a mantener las articulaciones sanas?

Desde el momento en que nacemos, prácticamente toda nuestra actividad física depende de la resistencia, unión, flexibilidad y la función de las articulaciones.

Beneficios del Colágeno.

Beneficios del Colágeno.

Considera tu día hasta ahora: salir de la cama, ducharse, peinarse, cepillarse los dientes, caminar, escribir en el ordenador…Para hacer todas estas actividades has necesitado mover las muñecas, los tobillos, las rodillas y otras articulaciones.

Las articulaciones saludables se mueven libremente y sin dolor. Los huesos que se unen en las diferentes articulaciones se pueden mover sin que haya roce, porque los espacios en ellas están llenos de fluído. También están protegidas por cartílago,  una fibra blanca, fuerte que absorbe el choque. El 95% del cartílago está formado por colágeno.

La importancia del colágeno

El colágeno es un tipo de proteína que se encuentra principalmente en la piel y también se encuentra abundantemente en los huesos, los músculos, pero es particularmente abundante en las articulaciones.

Debido a su naturaleza fibrosa, el  colágeno actúa como un soporte y conecta otros tejidos corporales y órganos internos. El colágeno es el responsable de la buena textura, forma, elasticidad y flexibilidad del tejido conjuntivo. Por desgracia, las estructuras que contienen colágeno, tales como los mencionados, están sujetos a desgaste.

 Como la mayoría de los tejidos, las articulaciones están trabajando constantemente y el colágeno se degrada. Si añadimos  además el inconveniente de que existe  un pobre suministro de sangre, la reparación del cartílago no es fácil. Debido a las fuertes demandas de trabajo que soportan las estructuras que contienen colágeno (movimiento y soporte de peso) y su capacidad para repararse más lenta, es vital optimizar las condiciones que contribuyen al mantenimiento de la movilidad articular.

Las articulaciones con suficiente colágeno son como el acero, fuertes y elásticas. Las articulaciones que carecen de colágeno son como la madera seca, frágil, fácil de romper.

Problemas asociados a la degradación de colágeno

Los problemas derivados de esta degradación de colágeno  son comunes y están relaciones con una variedad de condiciones, tales como dolor, rigidez, falta de movilidad,  lesiones, infecciones, artritis, artrosis, osteoporosis, osteoartritis, tendinitis…

El síntoma más común de estos problemas en las articulaciones es la inflamación que provoca dolor, enrojecimiento, calor, hinchazón y rigidez en la zona.

La inflamación es la forma básica en la que el organismo reacciona a la infección, irritación u otras lesiones.  Las respuestas inflamatorias están reguladas por citoquinas – proteínas que sirven como mensajeros entre células.

Una vez que aparecen estos síntomas es realmente cuando tomamos conciencia de lo importante que es la salud articular.  Actividades simples se transforman en terribles experiencias angustiosas y esto afecta a nuestra calidad de vida.

OS dejamos un enlace a nuestra web, donde podéis encontrar los suplementos deportivos, ricos en colágeno: Pincha aqui

www.nutriplanet.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

7 × 1 =